SaaS vs. on-premise: diferencias al contratar un software WMS

17 febrero 2020

A la hora de seleccionar un software de depósito es fundamental tener en cuenta las arquitecturas disponibles. Existen dos formas distintas de despliegue: el modelo on-premise o el SaaS (Software as a Service).

Estas no hacen referencia a la interfaz o al entorno de trabajo, puesto que en ambos casos Easy WMS tendrá el mismo aspecto y funcionalidades. Sin embargo, lo que sí varía es la forma en que se instala el WMS en la empresa.

En nuestro artículo de hoy desgranamos las ventajas y particularidades de cada forma de despliegue on-premise o SaaS con el fin de ayudarte a tomar la decisión más apropiada para tu empresa.

Diferencias entre las arquitecturas on-premise y SaaS

Las opciones de despliegue de Easy WMS de Mecalux son dos:

1. Instalación siguiendo el modelo on-premise

Siguiendo el modelo on-premise, el sistema de gestión de depósitos se instala en un servidor que se encuentra físicamente en la empresa y las licencias para usar el WMS quedan en propiedad del cliente para siempre.

2. Arquitectura SaaS (Software as a Service)

La opción de despliegue de Easy WMS con SaaS (Software as a Service) funciona con el almacenamiento de información en la nube. Los servidores pertenecen al proveedor (en el caso de Easy WMS, a Mecalux).

Por tanto, no es necesario que el hardware esté alojado en las instalaciones de la empresa. En el modelo de WMS con arquitectura SaaS, el cliente paga un alquiler mensual por licencia, sin tener que asumir el costo total en el momento inicial.

Factores que considerar al elegir SaaS vs. on-premise

¿Cómo elegir entre SaaS y on-premise? Antes de decantarse por uno u otro, es necesario hacerse las siguientes preguntas:

1. ¿Cuál es el número de licencias que necesitas? ¿Hay mucha variación estacional?

Dentro del presupuesto destinado a un proyecto de implantación de un WMS, uno de los elementos más relevantes es el número de licencias. Por tanto, la cantidad de usuarios que van a utilizar el WMS es fundamental para calcular la inversión necesaria y la variación entre una implementación con un modelo on-premise o con SaaS.

Sin embargo, existe un punto adicional sobre el que reflexionar: ¿la estacionalidad está muy marcada en el negocio? ¿Hay grandes fluctuaciones de plantilla en distintas épocas?

Si la respuesta es afirmativa, el modelo SaaS otorga una mayor flexibilidad para ampliar o reducir licencias mes a mes y puede ser una solución ideal para ajustarlas en picos de actividad donde la mano de obra temporal cobra protagonismo.

2. ¿Tu empresa tiene capacidad para mantener los sistemas informáticos de forma interna?

El modelo on-premise implica que los servidores que alojan el programa de gestión de depósitos están instalados directamente en la empresa. Esto tiene dos consecuencias directas:

  • El control de la información está 100 % en manos de la empresa.
  • Por otro lado, hay que considerar que será necesario contar con personal para mantener estos sistemas informáticos y asumir los costos que ello supone.

En SaaS, el mantenimiento de los servidores físicos desaparece, ya que están en manos del proveedor: es él quien se encarga de realizar las copias de seguridad y de garantizar su correcto funcionamiento en todo momento, solventando eventuales incidencias.

Mecalux puede instalar tanto el WMS Easy WMS (con <em>on-premise</em> o SaaS) como el hardware que sea necesario.
Mecalux puede instalar tanto el WMS Easy WMS (con on-premise o SaaS) como el hardware que sea necesario.

3. ¿Cuentas con una conexión a Internet aceptable?

Por conexión a Internet aceptable no estamos pensando en fibra a cientos de megas de velocidad. En el caso de los WMS, las cantidades de información que se envían y reciben son mínimas, pero sí es un requisito importante que la red tenga poca latencia, es decir, que responda con una rapidez de milisegundos para no tener al operario en el depósito esperando de más.

Si el depósito logístico donde instalar el WMS se encuentra en una zona aislada con una conexión inestable a Internet, lo lógico es que la respuesta del WMS sea más ágil siguiendo el modelo on-premise, ya que los servidores funcionan en local (aunque esto depende de la ocupación de la red local de la empresa).

4. ¿De cuánta inversión dispones?

En el modelo on-premise, la inversión inicial requerida es mayor respecto al sistema Saas, que se costea mediante una cuota mensual. Sin embargo, pasado unos años, la inversión inicial queda amortizada y, por tanto, el costo acaba siendo inferior al de SaaS.

No obstante, el despliegue de Easy WMS siguiendo SaaS supone un esfuerzo financiero inicial más moderado que, dependiendo de la envergadura del proyecto, puede llegar a ser un punto clave en la decisión final.

En cualquier caso, si tienes preguntas respecto a optar por Easy WMS con la arquitectura on-premise o SaaS, no dudes en contactar con nosotros: un experto de Mecalux te desglosará ambos presupuestos y te aconsejará la mejor opción.