Nueva ley fiscal le brindará a sus clientes enormes incentivos

10/10/2011

El 2011 le inyectará una dosis necesaria de ánimo a las empresas estadounidenses. De acuerdo con una nueva ley fiscal, los clientes que adquieran sistemas de almacenaje y estanterías, y los declaren como gastos de capital, tendrán derecho de amortizarlos al 100 por ciento. Si estas adquisiciones son instaladas y están en uso antes del 31 de diciembre, esto significa una reducción de pago tributario por parte del cliente a la Hacienda Pública estadounidense (IRS, por sus siglas en inglés).

Bajo la Ley de Alivio Contributivo, Reautorización de Seguro de Desempleo y Creación de Empleos de 2010, el 100 por ciento de la deducción tributaria federal puede ser asumida directamente en el 2011. Esto sería en lugar de deducciones anuales diferidas a lo largo de la vida útil del producto. En el 2012, la deducción tributaria federal bajará a 50 por ciento.

Hay dos beneficios significativos de la amortización al 100 por ciento:
1) No hay límite en cantidad: este incentivo se puede aplicar a proyectos de cualquier tamaño. Este incentivo podría potencialmente brindar un ahorro fiscal de una tercera parte del costo (dependiendo de la tasa de impuestos sobre sociedades). 
2) Puede crear una pérdida operativa neta trasladable a ejercicios de años precedentes y que resulte en una devolución de impuestos: si la compra de un sistema de almacenaje causa una pérdida al cliente en el 2011, esa pérdida puede ser descontada de las ganancias de años previos. Esto haría posible obtener una devolucion del IRS, y los clientes con una pérdida operativa neta pueden trasladar la pérdida para descontar el impuesto sobre la renta del IRS.

Para mejor entender cómo se aplicaría esta deducción, aquí hay un ejemplo específico:

2011
$10.000 de compra de estanterías de capital. El IRS permite una amortización al 100 por ciento en 2011. Esos $10.000 según la tasa de impuestos sobre sociedades fijada en 35 por ciento le ahorra al cliente $3.500 pagados al IRS en el 2011. $10.000 fue el precio de compra, menos $3.500 ahorrados en impuestos, deja un coste indirecto sólo $6.500

2012
$10.000 de compra de estanterías de capital. El IRS permite una amortización al 50 por ciento. Ese 50 por ciento ($5.000) según la tasa de impuestos sobre sociedades fijada en 35 por ciento le ahorra al cliente $1.750 pagados al IRS en el 2011. El balance del descuento de $5.000 se a lo largo de siete años, la vida del activo según el Sistema de Recuperación Modificada de Coste Acelerado (MACRS, por sus siglas en inglés) del IRS.

Para sacarle el mayor provecho a esta iniciativa fiscal, por favor consulte con su asesor profesional de impuestos para informarse de los pormenores que le conciernen a su empresa.

Al final de cuentas puede contar con los beneficios que obtendrá si compra en el 2011.